Detalles

La Casa Soñada En Condominios

La casa soñada, en condominios

Autora: Maria Belén Domeniconi

Cuando una persona está por cumplir el sueño de tener su casa propia, la mayoría de las veces surge el interrogante si comprar una vivienda en un barrio o comprar una casa o departamento en un condominio.  ¿Dónde radica la principal diferencia? Comprar en un condominio significa que tendrás tu casa y además accederás a los beneficios comunes y áreas compartidas con el resto de los propietarios. ¿El costo? El mantenimiento de las áreas comunes, amenities, y zonas compartidas, se dividen entre todos los propietarios.

 

La palabra condominio hace referencia al grupo de departamentos o viviendas construidas en forma vertical, horizontal o mixta, que pertenecen a distintos propietarios. Éstos tienen derecho de propiedad sobre su unidad y un derecho de copropiedad sobre las partes comunes del inmueble. En definitiva, es como si se hablara de una propiedad común, compartida, porque los departamentos o casas se distribuyen sobre el mismo terreno y comparten espacios verdes y de recreación.

Cuando hablamos de gastos comunes, nos referimos al servicio de vigilancia, de limpieza, recolección de residuos, electricidad y agua. También existen gastos que son preventivos y de mantenimiento como de elevadores, jardinería, fumigación, administrativos, dependiendo del condominio. Sin embargo, existen gastos propios que se ocasionan en el interior del departamento y que responden a los propietarios. Por ejemplo, si se quiere colocar un calefactor se deberá contratar a un gasista matriculado, o si el grifo pierde agua, se contratarán los servicios de un plomero. Cuando se tiene un problema que escapa a los conocimientos de los propietarios y se necesita una mano de obra especializada, en habitissimo encontrarás cotizaciones gratis de los profesionales cercanos al condominio que ofrecerán su servicio.

Son más los beneficios que las desventajas de ser dueño en un condominio. Entre los más importantes se encuentra el de la seguridad. El lugar soñado muchas veces cuenta con cámaras de vigilancia, empleados de seguridad que se disponen en la puerta del edificio y se encargan de controlar quién entra y sale del lugar.

Vivir en un condominio permite una mayor socialización con los vecinos, un entorno agradable y espacios comunes, donde las personas interactúan y forman vínculos. Es un ambiente muy agradable y propicio también para los niños que se encargan de hacer amigos y utilizan los lugares de esparcimiento comunes.

No todos los condominios ofrecen los mismos beneficios, pero dentro de las áreas comunes se pueden citar como las más frecuentes: gimnasio, alberca, espacio lúdico o juegos, áreas verdes, terrazas.

Como se obtienen beneficios por vivir en un condominio, también existen responsabilidades que los propietarios deben cumplir. En primero lugar, el pago mensual de los gastos comunes o expensas. Respetar el reglamento del condominio que regula las normas de convivencia con los vecinos. Este punto, para algunos puede ser una de las desventajas de ser propietario de una casa en un condominio. Otro de los factores en contra que algunas personas tendrán en cuenta, es la prohibición de mascotas en el lugar. Si bien la ley de condominios establece un límite de animales, para que no se vean afectadas las condiciones de seguridad, higiene y comodidad de los vecinos, pueden existir condominios donde directamente se prohíban las mascotas.

 

En colaboración con Habitissimo.

 

Publicaciones relacionadas

Comparar

Ingrese su palabra clave